El principio de la inercia

campo de golfEstamos flotando en el espacio, solos, sin ningún planeta ni estrella cercana. Contemplamos las estrellas, distantes puntos luminosos a millones de años luz de nuestra ubicación. De pronto, miramos a nuestra derecha y ahí, junto a nosotros, flota estática una solitaria pelotita de golf.

La observamos detenidamente; la pelotita sigue estática, sin moverse. ¿Podría esta pelotita comenzar a desplazarse por su cuenta? De hecho, no. La pelotita nos seguirá haciendo compania en forma indefinida, inmmóvil, a menos que alguien la empuje.

Entonces estiramos el brazo, acercamos la mano a la pelotita, y le damos un suave empujón. La pelotita ahora se está desplazando, alejándose de nosotros. ¿Cuántos metros pasarán antes de que la pelotita de golf se detenga y vuelva a quedar inmóvil? Como estamos en el espacio, y a menos que algo la detenga, la pelotita seguirá alejándose de nosotros indefinidamente, a una velocidad constante.

Nos encontramos así con el Principio de la Inercia: un objeto en reposo tiende a permanecer en reposo, y un objeto en movimiento tiende a continuar moviéndose, a no ser que actúe una fuerza externa.

La fuerza de rozamientogolf

Volvemos a la Tierra. Nos encontramos ahora en un campo de golf gigantesco y plano, el cesped impecáblemente cortado y perfecto, sin colinas ni desniveles visibles hasta el horizonte. En el piso, esta vez a nuestra izquierda, descansa nuevamente la pelotita de golf.

Volvemos a observar a nuestra pequeña compañera, quien permanece inmóvil reposando en el cesped. No se moverá a menos que alguna fuerza actue sobre ella. Nos agachamos junto a la pelotita y le damos un suave empujón. La pelotita entra en movimiento y rueda unos pocos metros, hasta detenerse.

¿Por qué esta vez la pelotita se detuvo, en vez de seguir moviéndose como indica el Principio de la Inercia? El cesped, por más perfecto que estuviera cortado, ofreció resistencia al desplazamiento de la pelotita. A esta fuerza se la conoce como "rozamiento". El rozamiento es una fuerza que se opone al movimiento de los objetos, y surge de la fricción entre dos superficies.

La resistencia al cambio

Las personas y los equipos son, en algunos aspectos, como la pelotita de golf en el campo. El campo es la realidad, la cual los sujeta al piso, a la forma que conocemos para hacer las cosas. El cesped son todas las razones y motivos que dificultan las mejoras: avanzar significa cambiar, y lógicamente surge el miedo al cambio. Al igual que con la fuerza de rozamiento, el miedo al cambio ocurre sin importar la dirección del mismo. Siempre hay motivos para desconfiar o preferir la situación actual.

Pero como bien establece el Principio de la Inercia, un objeto en movimiento tiende a seguir moviéndose. Una vez que se inicia el cambio, que se vence la fuerza de rozamiento inicial, avanzar y continuar avanzando resulta más facil. Siempre existirá el temor a lo desconocido, lo importante es lograr manejarlo a nuestro favor.

Empujemos nuestra propia pelotita de golf para iniciar un cambio hacia nuevos rumbos. Una vez que esté rodando, nos va a resultar más facil seguir avanzando.

Compartir

Deja tus comentarios

Post comment as a guest

0

El nuevo Dos Ideas.

Nuevo logo, nuevo buscador, nueva portada, podcast mensual... ¡y muchas novedades más!

Más novedades en Dos Ideas

Los Comentarios.

edu
para mi esta relativamente bien, pero el clasico es 100000 veces menjor, de echo repudio el echo de ...
ET
Hay algo que no me cierra.... Sprint 1...arrancan: Desarrollo, Analista Funcional y Qa, como puede a...
This is my first time i visit here. I found so many interesting stuff in your blog especially its di...
I'm really excited about it because of this post. It 's really amazing and eye-catching.
I’m glad Yahoo pointed me to it. I was able to get the know-how I was searching so badly for days no...

Inspiración.

"Si tú tienes una manzana y yo tengo una manzana e intercambiamos las manzanas, entonces tanto tú como yo seguiremos teniendo una manzana cada uno. Pero si tú tienes una idea y yo tengo una idea, e intercambiamos las ideas, entonces ambos tendremos dos ideas"

Bernard Shaw